E

n el mundo laboral, uno de los procesos más comunes es el de la entrevista de trabajo. A través de esta, los empleadores buscan conocer a los candidatos y evaluar si son aptos para el puesto al que aspiran. Existen diferentes tipos de entrevistas, una de las cuales es la entrevista situacional. ¿Sabes qué es una entrevista situacional? A continuación, te lo explicamos.

La entrevista situacional es una técnica de selección de personal que tiene como objetivo evaluar cómo el candidato reaccionaría ante situaciones específicas relacionadas con el puesto de trabajo. En este tipo de entrevista, el entrevistador presenta una situación hipotética y le pide al candidato que explique cómo actuaría en ese escenario.

La entrevista situacional se basa en la premisa de que la mejor forma de predecir el comportamiento futuro de una persona es analizar cómo ha actuado en situaciones similares en el pasado. Por lo tanto, se espera que el candidato brinde respuestas que reflejen su capacidad para resolver problemas y su aptitud para el puesto.

La entrevista situacional es muy útil para puestos que requieren habilidades específicas, como la capacidad de liderazgo, la toma de decisiones, la resolución de conflictos y la capacidad de trabajar en equipo. Por lo tanto, es una herramienta muy valiosa para los empleadores en la selección de personal.

Tipos de entrevista laboral

Tipos de preguntas en la entrevista situacional

Algunos ejemplos de preguntas abiertas pueden ser:

  • ¿Cómo manejarías una situación en la que un compañero de trabajo te criticara injustamente?
  • ¿Cómo actuarías si uno de tus subordinados cometiera un error grave?
  • ¿Qué harías si uno de tus clientes se quejara de un servicio deficiente?

Por otro lado, algunos ejemplos de preguntas cerradas son:

  • ¿Le darías prioridad a completar una tarea importante o a asistir a una reunión urgente?
  • ¿Preferirías trabajar en equipo o individualmente?
  • ¿Qué tan a menudo necesitas que se te den instrucciones detalladas?

En ambos casos, el objetivo es que el candidato describa cómo actuaría en una situación específica.

Entrevista laboral

Cómo prepararse para una entrevista situacional

La mejor forma de prepararse para una entrevista situacional es conocer la descripción del puesto para el que se está aplicando y tener en cuenta las habilidades que se requieren para el mismo. Es importante tener una comprensión clara de lo que el trabajo implica y las habilidades necesarias para tener éxito en él.

Una vez que se tiene esta información, es recomendable pensar en situaciones pasadas en las que se hayan enfrentado a desafíos similares. Esto permitirá al candidato tener una idea clara de cómo abordar situaciones similares en el futuro. Es importante recordar que, en la entrevista situacional, el entrevistador espera que el candidato brinde ejemplos específicos de cómo ha manejado situaciones similares en el pasado.

Además, es recomendable que el candidato practique con preguntas típicas de entrevistas situacionales. Esto puede ayudar a aumentar su confianza.

Ahora que ya conoces más del tema, te deseamos lo mejor en tu próxima entrevista.